Wiki Ejido

Los ejidenses que tengan domiciliado el Impuesto sobre Bienes Inmuebles Urbanos antes del 15 de marzo abonarán sus recibos de forma fraccionada en dos pagos

Ello permitirá que este impuesto se les cargue en dos periodos distintos; el primero de ellos entre el 13 y el 18 de abril y el segundo, del 6 al 11 de julio

Aquellos que ya vengan realizando su contribución a través de la entidad bancaria se les aplicará de forma directa

Con este tipo de acciones, desde el Ayuntamiento se pretende que los vecinos puedan hacer frente a sus obligaciones fiscales de una forma más sencilla y holgada

Esta medida viene a sumarse a otras, puestas en marcha con anterioridad, con la finalidad de mitigar la presión que soportan los vecinos a la hora realizar afrontar sus impuestos

El Ayuntamiento ha puesto en marcha una nueva medida de cara a facilitar el pago de impuestos municipales a los vecinos de El Ejido que, en esta ocasión, va dirigida a afrontar el Impuesto sobre Bienes Inmuebles Urbanos (IBI) de una forma más sencilla y holgada. De esta forma, aquellos que tengan domiciliado en el banco este tributo, abonarán dicho impuesto, correspondiente al presente periodo, de forma fraccionada.

Este hecho permitirá que la administración local les cargue el recibo en dos periodos distintos en lugar de en uno solo como solía ocurrir hasta ahora. El primero de los pagos se realizará entre el 13 y el 18 de abril y el segundo, del 6 al 11 de julio. A aquellos que ya tienen domiciliado su pago a través de una entidad bancaria se les aplicará de forma directa, y para aquellos que quieran disfrutar de esta ventaja, se les concede un plazo hasta el 15 de marzo para que domicilien el pago de este tributo. Ello responde, tal y como se recordará, al acuerdo adoptado por la Junta de Gobierno Local que, con fecha del 21 de diciembre de 2017, daba luz verde a la modificación del Calendario del Contribuyente.

Con este tipo de acciones, desde la administración local se pretende que los contribuyentes afronten sus obligaciones fiscales de una forma liviana y que no afecte demasiado a la economía familiar. Por tanto, esta medida viene a sumarse a otras, puestas en marcha con anterioridad, con la finalidad de mitigar la presión que soportan los vecinos a la hora de realizar los pagos de determinados impuestos de carácter  municipal.

Todo ello  responde a las políticas puestos en marcha por el gobierno local hace seis años y que se encuentran dirigidas a mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos entre las que se encuentran aquellas enfocadas a relajar, en la medida de sus posibilidades, la presión fiscal que soportan en la actualidad; congelando impuestos, tasas y precios públicos y espaciando el pago de determinados impuestos que ha evitado la coincidencia entre determinados tributos municipales.

De esta manera, el gobierno ejidense ha logrado concretar la configuración de un calendario mucho más acorde a las necesidades de todos los ciudadanos. En esta misma línea, cabe recordar también otra importante medida adoptada hace unos años como fue la modificación a la baja de la ponencia catastral conseguida por el gobierno local y con la que se logró corregir la enorme descompensación existente entre los valores catastrales y los valores reales del mercado y que tan buenos resultados dio entre los ejidenses, que aplaudieron esta iniciativa.

 

 

 

Comentar

Síguenos

Publicaciones de: